📦 Envío gratis para pedidos de 150€ o más

Mal aliento en perros: causas y remedios

Alito cattivo nei cani: cause e rimedi

Pocos olores son tan desagradables como el mal aliento de los amigos peludos. Tu perro puede pensar que aprecias sus besos, pero si tiene mal aliento, lo último que querrás hacer es acercarte a él y dejar que te lama.

El mal aliento de los perros no sólo es desagradable, sino que también podría ser síntoma de un problema de salud. Antes de darle a su perro una menta para el aliento, tómese un momento para investigar un poco sobre las posibles causas del mal aliento y qué puede hacer para tratar o prevenir esta molestia.

Causas del mal aliento en los perros

Los dueños de peludos tienden a subestimar el mal aliento de los perros, pensando erróneamente que la cavidad bucal de todos los amigos de cuatro patas huele mal.

¡No es tan! Por lo general, existen motivos muy específicos detrás del mal aliento, aunque no siempre fácilmente identificables.

Mala higiene bucal y enfermedad periodontal.

Las causas más comunes del mal aliento en perros son la mala higiene bucal y la enfermedad periodontal. Al igual que en los humanos, la acumulación de placa y sarro puede provocar el desarrollo de bacterias que causan el mal aliento. Si su perro no mastica y no le cepilla los dientes con regularidad, la causa más probable de su mal aliento es la acumulación de placa.

Con el tiempo, una mala higiene bucal puede provocar enfermedad periodontal. Demasiada acumulación de placa y sarro puede separar las encías de los dientes, exponiendo nuevas áreas para que crezcan bacterias . Esto no sólo inflama las encías del perro, sino que también puede provocar caries, infecciones, destrucción de tejidos, pérdida de dientes e incluso formación de pus.

Hábitos dietéticos desagradables

Los perros no tienen un estómago "refinado" como el nuestro y en ocasiones sus hábitos alimentarios un tanto salvajes se traducen directamente en mal aliento. Si su perro hurga regularmente en la basura o tiene acceso a restos de animales en descomposición , su mal aliento podría ser el resultado de un refrigerio asqueroso.

También hay que decir que a los perros parece gustarles universalmente la caca , tanto la de otros perros como la de los gatos. Las heces no sólo huelen mal, sino que además son muy antihigiénicas: si los perros las ingieren evidentemente tendrán mal aliento, pero también correrán riesgo de contraer infecciones y enfermedades.

Diabetes

Si el mal aliento de su perro huele dulce o afrutado , debe programar una cita con su veterinario de inmediato. El aliento dulce y afrutado es un síntoma de diabetes, una afección grave pero tratable.

Hable con su veterinario sobre otros síntomas de diabetes a los que debe prestar atención, como beber y orinar con más frecuencia, y programe una cita para que examinen a su amigo peludo lo antes posible.

Enfermedades renales

Un perro que come heces puede tener un aliento que huele a caca, pero si el aliento de su perro huele a orina, lo más probable es que no sea porque bebió orina.

El olor a orina en el aliento de su perro es una señal de advertencia de enfermedad renal y justifica una visita urgente a su veterinario. La enfermedad renal en perros suele ser bastante grave y podría ser un síntoma de un problema médico mayor.

Enfermedades del HIGADO

Si el aliento de tu perro es muy desagradable y tu peludo vomita con frecuencia, muestra falta de apetito y tiene un tinte amarillento en las encías, es posible que tenga un problema hepático.

Al igual que la enfermedad renal, los problemas hepáticos pueden ser un signo de una afección grave y es vital llevar a su perro al veterinario o a la clínica de urgencias lo antes posible.

Tratar el mal aliento del perro

El tratamiento para el mal aliento de los perros depende de la causa, pero afortunadamente existen muchas opciones de tratamiento.

Si la placa, el sarro o la enfermedad periodontal son la base del mal aliento de tu perro, lo mejor que puedes hacer es concertar una cita con tu veterinario para ver si tu perro es un buen candidato para una limpieza dental.
Su veterinario realizará análisis de sangre para asegurarse de que su perro pueda soportar la anestesia, y esta cita también es un buen momento para descartar cualquier otra causa potencial del mal aliento de su perro.

Si la mala nutrición es la culpable, asegurar la basura y limitar el acceso de su perro a "hallazgos" desagradables al aire libre, como cadáveres de animales muertos o heces, resolverá el problema. ¡Colocar cualquier caja de arena para gatos fuera del alcance del perro también es una gran idea!

La diabetes, las enfermedades renales y hepáticas son afecciones que requieren tratamiento médico por parte de su veterinario. Una vez que se resuelva el problema subyacente, el mal aliento de su perro también debería desaparecer.

Prevenir el mal aliento del perro

La forma más sencilla de prevenir el mal aliento de tu perro es cepillarle los dientes periódicamente . Una buena higiene bucal reduce la formación de placa y sarro, ¡como en los humanos!

Además, también puedes utilizar una pasta de dientes en spray , para mejorar el olor y combatir el sarro. El de Bau Cosmesi es natural y está elaborado con aloe vera ecológico y menta piperita.

Este es un producto :

  • Refrescante : refresca la boca del perro generando un aroma natural
  • Purificante : protege los dientes y encías del perro, combatiendo el sarro.
  • Contrarresta el mal aliento : reduce los malos olores en la boca del perro

Además, proporcione a su perro muchos juguetes para masticar y golosinas dentales para ayudarle a cuidar sus dientes de forma natural. Masticar previene la acumulación de placa y sarro y alivia el aburrimiento, manteniendo a su perro sano y feliz.

Escribir un comentario

Tenga en cuenta que los comentarios se tienen que aprobar antes de que se publiquen.