📦 Envío gratis para pedidos de 150€ o más

Artritis en perros: causas, cómo reconocerla y remedios

Cane con l'artrite

La artritis (u osteoartritis) es muy común tanto en humanos como en perros y puede considerarse prácticamente la misma enfermedad. Generalmente es el resultado del desgaste continuo y la inestabilidad de las articulaciones , aunque otros factores, como lesiones , composición genética , infecciones , enfermedades inmunes y cáncer , también pueden influir en la progresión.

La artritis puede afectar una o más articulaciones en cualquier parte del cuerpo; sin embargo, las articulaciones más comúnmente afectadas en los perros son las caderas, las rodillas, los hombros y los codos.

En la artritis, el cartílago de los huesos se deteriora y el líquido sinovial pierde sus propiedades lubricantes, por lo que el movimiento de los huesos puede volverse progresivamente menos fluido, provocando molestias y reducción de la movilidad.

Continúe leyendo este artículo para descubrir cómo identificar la artritis en perros y cómo se puede tratar esta afección.

¿Cuáles son los síntomas de la artritis en perros?

Hay muchos signos que pueden indicar que tu perro sufre de artritis, aunque la mayoría de nuestros amigos peludos son extremadamente "estoicos" y tienden a enmascarar cualquier dolor o malestar. Estos son los principales indicadores de la artritis:

  • Renuencia a caminar, subir escaleras, saltar o jugar;
  • cojera/cojera;
  • fatiga al caminar;
  • dolor o rigidez al levantarse o acostarse;
  • gruñe o aúlla al tocarlo;
  • cambio de carácter (de buen carácter, los perros con artritis pueden volverse agresivos);
  • Tendencia a lamer las articulaciones afectadas.

Estos signos se vuelven más notorios a medida que avanza la artritis y el dolor empeora. Lamentablemente, la artritis en perros no es una afección que pueda curarse : sin embargo, el dolor y el malestar pueden controlarse y gestionarse eficazmente , especialmente si este problema se identifica a tiempo.

Cómo ayudar a un perro con artritis

El primer paso para controlar la artritis es, sin duda, concertar una cita con tu veterinario de confianza para realizar un examen clínico exhaustivo. Para diagnosticar con precisión la condición de su perro, generalmente será necesario ponerlo bajo anestesia general y realizarle una radiografía, para que podamos entender exactamente qué está sucediendo en sus articulaciones.

Para aliviar las molestias de la artritis y permitir que tu amigo peludo siga disfrutando de la vida sin experimentar un dolor excesivo, solemos centrarnos en 4 áreas específicas:

  1. control de peso;
  2. actividad física;
  3. el ambiente del hogar;
  4. tratamientos veterinarios.

Control de peso

Este es el aspecto más importante del manejo de cualquier mascota con artritis. Las mascotas con sobrepeso ejercerán proporcionalmente más peso sobre sus articulaciones y, por lo tanto, provocarán una inflamación e irritación aún más graves, lo que a su vez puede acelerar la progresión de la artritis.

Actividad física

El ejercicio regular y controlado (como caminar o nadar) es extremadamente útil para mantener la movilidad de las articulaciones y ayudar a que los músculos funcionen bien. El ejercicio incontrolado (perseguir pelotas o correr de manera confusa) puede ejercer una presión excesiva sobre los ligamentos y causar daño permanente a las articulaciones.

El ambiente del hogar

En casos leves, algunos sencillos trucos caseros ayudarán a reducir el nivel de dolor y malestar que experimenta tu amigo peludo. Asegúrese de que su mascota tenga un lugar cálido y cómodo para dormir, lejos de corrientes de aire. Una cama para perros muy acolchada y cómoda ayudará a proteger las articulaciones doloridas. ¡También es una gran idea instalar una rampa en el jardín, como alternativa a las escaleras!

Tratamientos veterinarios

Hay varios tratamientos veterinarios disponibles para controlar la artritis en las mascotas. La mejor opción dependerá de varios factores diferentes de su perro: edad, gravedad de los síntomas, progresión de la afección y cualquier otro problema de salud. ¡Sin duda tu veterinario de confianza te ayudará a identificar los tratamientos más adecuados!

Artritis en perros y aceite de cáñamo.

El Aceite de Cáñamo para mascotas , como el de Bau Cosmesi, fortalece el sistema inmunológico, alivia los dolores óseos y musculares y apoya la salud cardiovascular del perro.

No sólo eso: es un excelente aliado para el buen humor, el sistema inmunológico y la salud ósea y muscular. El aceite de cáñamo para perros también es fantástico para:

  • Aliviar la inflamación y el dolor muscular;
  • aliviar cualquier dolor y malestar relacionado con huesos y músculos;
  • apoyar las respuestas inmunes contra patógenos;
  • ¡Regule el comportamiento del perro, especialmente cuando está sometido a situaciones estresantes!

Escribir un comentario

Tenga en cuenta que los comentarios se tienen que aprobar antes de que se publiquen.